Por qué es importante monitorear la Seguridad de las aplicaciones con un SIEM

Software SIEM: su importancia para monitorear la Seguridad de las aplicaciones correctamente

Existe una imagen cliché de los expertos en Seguridad sentados en una habitación oscura frente a seis monitores que muestran un sinfín de tareas muy complejas. Independientemente del número de monitores que tengan, sabemos que los equipos de Seguridad utilizan tantas o más herramientas complejas. De acuerdo al Security Megatrends Report, un 75% de los encuestados usa más de seis consolas para hacer su trabajo. Si bien el estereotipo de un experto en Ciberseguridad en su trabajo diario puede parecer emocionante, la realidad es que tener que monitorear tantas herramientas puede ser abrumador y, prácticamente, imposible.

Una solución SIEM (Security Information and Event Management o Gestión de Eventos e Información de Seguridad) le ofrece al equipo de Seguridad un análisis detallado y centralizado de datos de Seguridad extraídos de múltiples sistemas.

Continúe leyendo para conocer la gran variedad de información que un SIEM puede consolidar, convirtiéndose en la principal herramienta de monitoreo de Seguridad de su organización.

¿Qué información monitorea un SIEM?

Universalmente, los SIEM monitorean fuentes de datos estándar, que incluyen Sistemas Operativos como Windows y Linux, routers y switches, firewalls, bases de datos y servidores. Los SIEM monitorean estos activos no solo para detectar comportamientos inusuales, sino que también para garantizar que las actividades planificadas, como la adición o eliminación de usuarios o datos, se ejecuten sin incidentes.

Tener todas estas fuentes de datos monitoreadas desde un solo lugar también permite correlacionar eventos. La correlación de eventos muestra cómo un solo evento puede estar relacionado con otros eventos registrados, lo que ayuda al análisis forense y proporciona un registro de auditoría. Esto puede proveerle información completa y detallada sobre su entorno. Por ejemplo, si un usuario tiene un comportamiento inusual en su servidor, puede conocer toda la actividad de ese usuario, capturando eventos de Seguridad más rápido y analizando si existe un patrón en otros dispositivos, lo que garantiza que comprenda lo qué está sucediendo.

Un software SIEM puede monitorear diversas fuentes de datos

Si bien monitorear las fuentes de datos estándar es crítico, cada organización tiene fuentes de datos únicas que también necesitan ser monitoreadas como por ejemplo bases de datos nativas o aplicaciones de terceros. Conectar aplicaciones como un CRM agiliza aún más su entorno y reduce el número de consolas que su equipo de Seguridad tiene que mirar.

Esto es especialmente importante para casos como aplicaciones financieras, en donde identificar eventos en tiempo real puede ser crucial. Por ejemplo, si se creó un usuario con credenciales, realizó varias acciones y luego se eliminó, este comportamiento sospechoso podría significar que tanto los datos confidenciales como el dinero de los clientes podrían estar en riesgo. Sin un software SIEM que monitoree eventos y envíe una alerta en tiempo real, esta actividad puede llegar a ser detectada cuando sea demasiado tarde para hacer algo al respecto. Además, si un usuario no autorizado intenta o consigue descargar datos confidenciales, un SIEM puede deshabilitar de inmediato el acceso de ese usuario, y evitar riesgos adicionales mientras se investiga el evento. Los tipos de acciones que se tomen a continuación dependerán de cada evento, y se pueden configurar para adaptarse a las necesidades únicas de cada organización.

Más importante aún, habilitar la Seguridad a nivel de aplicaciones puede ayudar a entender mejor las relaciones entre los eventos. Cuanto más monitorea un SIEM, más fácil es encontrar eventos correlacionados, lo que ofrece un nuevo ángulo desde el cual ver el estado de la Seguridad. Por ejemplo, integrar una solución antivirus no solo puede alertarlo sobre los ataques frustrados, sino que también permite aislar el lugar desde dónde se originó el intento de infección, lo que proporciona una mayor comprensión.

Expandir la red SIEM

Un SIEM será tan bueno como la cantidad de fuentes de datos que pueda monitorear. Como ya se mencionó, si bien existen fuentes de datos típicas que se encuentran en la mayoría de los entornos, muchas organizaciones tienen también necesidades particulares, que van más allá del alcance normal. Para decirlo de forma simple: un SIEM no puede generar alertas de una aplicación que no está monitoreando. Al contrario, una fuente de datos no filtrada por un SIEM deberá ser controlada por separado, lo que aumentará la carga de trabajo de su equipo de Seguridad y la probabilidad de que una actividad sospechosa no sea detectada. Cuantas más fuentes conecte, más información detallada podrá obtener.

Powertech Event Manager le da una visión holística de todo su entorno. No solo proporciona plantillas out-of-the-box para una fácil implementación con fuentes de datos estándar, sino que también se puede conectar a aplicaciones propias, software de terceros u otros dispositivos. Ofrece un registro de auditoría completo y monitoreo en tiempo real para aquellas aplicaciones menos comunes, que también tienen acceso a sus sistemas críticos. Si desea conocer más, contacte con nosotros para que junto a su equipo de Seguridad podamos desarrollar un plan para conectar todas las fuentes de datos necesarias para asegurar su compañía.

Vea cómo funciona Powertech Event Manager

Solicite una demostración en vivo y uno de nuestros expertos le mostrará todas las funcionalidades de nuestra solución SIEM.